Por qué comprar un disco duro SSD: te lo mostramos en vídeo

 

Los discos SSD o unidades de estado sólido, que sería la traducción aproximada de sus siglas, son productos que permiten almacenamiento permanente de datos. Se diferencian de los discos duros tradicionales en que no existen partes móviles o mecánicas implicados su funcionamiento. Los expertos en posicionamiento de las URLs agenciaseosem.net/
http://www.posicionamientoseoweb.es usan discos duros SSD para mantener sus servidores, por lo que deberíamos sopesar su suso.

Su gran ventaja es la rapidez con la que los datos son accesibles. En algunas medidas multiplican por cinco la velocidad de almacenamiento y acceso de los discos duros convencionales. Este es el motivo que desde hace unos años se empleen en notebooks como forma de almacenamiento de datos.

El problema de un almacenamiento seguro, rápido y barato

Al no contar con partes mecánicas no se ven afectados por calentamientos por fricción ni desgaste por vibraciones. La rapidez de acceso beneficia especialmente a los notebooks por cargar mucho más rápidamente el sistema operativo y dejar operativo al sistema en menos de 10 segundos frente a los casi 40 de un arranque normal en el sistema tradicional.
El almacenaje seguro de datos siempre ha sido una preocupación en la industria de la computación. El fallo físico en la grabación o la accesibilidad de un dato siempre es posible. La capacidad y seguridad de los discos ha mejorado mucho el software empleado refuerza con RAID (Redundant Array of Independent Disks) o copias de seguridad todos los sistemas informáticos.
Los discos SSD existen desde hace tiempo impulsados por reducir las incidencias en el funcionamiento de sistemas sometidos a vibraciones. Principalmente la industria aeronáutica y espacial es donde se ha requerido más de estos sistemas. Tenían sobre todo un problema de capacidad y durabilidad (un número de grabaciones limitado por celda). En ambos aspectos se ha mejorado mucho.

La necesaria convivencia de los dos sistemas

Hoy para el uso doméstico y empresarial deben convivir ambos sistemas. Los discos SDD aún no disponen de la gran capacidad de los discos duros tradicionales y su precio es sensiblemente superior. Pero si se quiere implementar un sistema en el que la velocidad sea la máxima su uso está muy indicado.

Leave a Reply